Para explicar la historia de este coche y como llegó a nuestras manos, nos remontamos a cuando Seat decidió realizar un modelo para exportación al mercado inglés.  Se trataba del Seat 133, con volante a la derecha y velocímetro mixto en cuenta millas y cuanta quilómetros.
Fue en esa época cuando debido a la solicitud de una persona manca, concretamente del brazo derecho, solicitó la autorización para que uno de esos modelos no fuera exportado y pudiera circular por las vías de España.

Durante unos años se podía ver circular el 133 de exportación por la “Barceloneta” barrio del barcelonés  donde residía y sin saberlo se quedó en la ciudad Condal un pequeño y único tesoro ya que el resto de “hermanos” de producción fueron todos exportados.

Unos años más tarde el Sr. Fernando Román, profesional del mundo de los automóviles clásicos y concretamente en automóviles para filmación, adquirió este modelo tan simpático como curioso.  Posteriormente fue a parar a las manos del Sr. Hector Ribas, también profesional del mundo de los clásicos y fue entonces, con el coche aún de origen y con marcas visibles de su uso diario decidió recopilar recambios originales y restaurar los elementos más deteriorado dándole un aspecto un poco más decente.

En 1999, volvió a cambiar de manos esta vez al Sr. Jaume Cabot, restaurador de Seats y especialista en Siata que lo estuvo utilizando como coche de uso diario durante unos años viajando a Huesca e incluso realizó un viaje hasta el sur de Francia.   Jaume fue siempre acompañado de su mujer ….  era ella quien pagaba en peajes o recogía los tiquets de párking.

Ya en el año 2005, Jaume Cabot, ofreció a Jaume Sánchez fundador de autoretro.net, este modelo con acertado criterio, “este modelo debe que entrar en vuestra colección” y así fue, en el año 2005 el Seat 133 de exportación fue mínimamente restaurado para dejarlo en perfecto orden de marcha y así unirse al resto de sus hermanos en el parking de Seat en rodaje.